Con amplio apoyo social de distintos sectores Ustarroz promulgó ordenanza contra pirotecnia

0
118

Acompañado por mamás de nenes con discapacidad, defensores de las mascotas y ex Veteranos de Malvinas el intendente Ustarroz promulgó la ordenanza que declara a nuestra ciudad “Territorio libre de pirotecnia explosiva”. El intendente planteó que “va más allá del ruido, centrándose en el respeto al prójimo”.

En un encuentro con distintos sectores de la sociedad que venían bregando por la medida, el primer mandatario local promulgó la ordenanza votada el pasado lunes en el Concejo Deliberante.

Entra en vigencia

“Queremos anunciar la promulgación de la Ordenanza que prohíbe el uso de Pirotecnia sonora en nuestra ciudad” anunció Juan Ignacio Ustarroz para luego expresar que “quiero agradecer a todo el Concejo Deliberante, fue una ordenanza aprobada por unanimidad. Agradecer a los Veteranos de guerra de Malvinas, a la Asociación de Familiares de personas con discapacidad, con autismo, agrupación de personas Protectoras de Animales, porque lo hacemos juntos ya que tenemos que trabajar como ciudad en formar conciencia sobre la base de la educación y nada mejor que quienes padecen directamente las secuelas de los explosivos para ser portavoces” comentó y contó algo que vienen pensando grupalmente y es “ir por las distintas escuelas de nuestra ciudad, vamos a convocar a las peñas deportivas, a los clubes de futbol, a cada sector social, para poder generar conciencia en las consecuencias que el ruido y lo explosivo genera”.

Un asunto de fondo.

“El tema de la prohibición no vienen porque puede molestar un poco el ruido, esto va mas allá, si nos planteamos que  vivimos en una sociedad respetuosa no tiene que haber ninguna acción del ser humano que moleste al otro, por más pequeña que parezca, tenemos que generar las condiciones como sociedad para que  mejoren nuestros vínculos y nuestras relaciones y siempre sobre la base del respeto” sostuvo Juan Ignacio Ustarroz.

Acompañamiento

Andrea Briones, mamá de un nene con autismo, contó que su experiencia el día de la primavera – donde tanto estruendo hubo – fue muy difícil. “Me llaman del jardín porque a mi hijo, Ramiro, no lo podían contener, porque tenían un colegio en la puerta tirando pirotecnia” sostuvo y narró que “estuvimos hasta las ocho de la noche dando vueltas en el auto porque no podíamos regresar dada la crisis que le agarra. Un nene con autismo y también adultos los sufren de manera horrorosa. Es como si te ponés un casco en la cabeza y te entran a pegar y pegar de una manera que no lo soportas” afirmó.

“Se pueden lesionar los chicos” sostuvo la mamá preocupada y destacó que “no somos un grupo de gente amargada que no quiere ruido, sino que hay un tema de fondo, no retrocedemos, avanzamos. La parte sensorial de ellos está más afectada, amén que también nos moleste al resto” comentó.

Por su parte, los Veteranos de Malvinas contaron en la voz de Sergio Cestari que “desde el primero de mayo hasta la batalla final fuimos bombardeados todos los días. El sonido era ensordecedor. Además de quedar muchos compañeros con problemas auditivos vino la post guerra, secuelas” contaron a su vez que “compañeros que escuchan ruidos explosivos sufren, es una mochila que no te saca nadie. Un ruido tras otro, casi 12 horas seguidas te repercute, vuelven los problemas, los recuerdos” refirió.

Verónica Burke, defensora de los derechos de los animales y mascotas, sostuvo que “a los animales les pasa como a las personas, les afecta. Su oído es mucho más sensible que el nuestro y por eso los ruidos le afectan mucho más, sobre todo perros y gatos que huyen, las aves que mueren con los estruendos, pero a las mascotas le genera aturdimiento, con el riesgo de salir corriendo y accidentarse” afirmó y remarcó que “estamos felices por la ordenanza y sufro porque sé lo que sufren los animales”.

De esta manera, se logró implementar, tal como se combatieron y destruyeron caños de escapes libres por ruidos molestos la nueva ordenanza que prohíbe las explosiones y estruendos con pirotecnia.